martes, 26 de abril de 2011

Mirar para escuchar

Escuchar con los ojos
Las 5 claves para conocer, comprender a los demás y conectar con ellos
Ferrán Ramón-Cortés
RBA, Barcelona 2011, 96 págs.

Un nuevo libro de Ferrán Ramón-Cortés, quizá el mejor desde que publicó La isla de los 5 faros, hace ya seis años.
Se trata, como otras veces, de una obra breve, de fácil y rápida lectura, dedicada a explicar la importancia de la escucha en la comunicación.

El autor recurre a una historia: la relación entre un anónimo jefe y una de sus más estrechas colaboradoras. Y emplea la fotografía como metáfora, que le ayuda a explicar cómo y en qué consiste la escucha. Porque, al igual que el fotógrafo, para captar la realidad hay que ir por pasos: mirar por el visor, encuadrar la imagen, elegir la luz, enfocar y disparar y, por último, revelar.

Ayudado por este símil, se recrea en cuestiones tan básicas –y tan difíciles– como identificar el problema, dedicar tiempo, saber esperar, no implicarse demasiado (para mantener la objetividad), ponerse en el lugar del otro, crear el ambiente adecuado, dejar hablar... para que quien habla se vaya "revelando" y nosotros podamos captar la realidad tal cual es, verla desde el otro lado de la cámara, en paciente y callada escucha, como si de un buen fotógrafo se tratase. Porque, en buena parte, escuchar es como hacer fotografías.

Tanto por el tema como por la historia, el libro posee un estilo personal, cercano y directo, que facilita la conexión con el lector y hace que, literalmente, se lea de un tirón. Está bien escrito, engancha y es fácil que interese a cualquier persona que tenga algo que escuchar; que, en la práctica, somos todos.

Sin duda merece la pena leerlo. Es de esos libros con los que siempre se aprende, aunque el tema que trata sea de aquellos en los que todos deberíamos estar enseñados.
Útil para mejorar las comunicación, la gestión y la relación con las personas más cercanas, tanto el ámbito laboral como personal. Sorprende, porque descubre cosas interesantes que, además, resultan verdaderamente prácticas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada